Visión General de la Infraestructura en Colombia

De Oil4All
Saltar a: navegación, buscar

Oleoductos/Gasoductos, Refinerías y Terminales

En 2011 Colombia tenía seis oleoductos importantes cruzando el país: Ocensa, Caño-Limón, Llanos Orientales, Alto Magdalena, Oleoducto Colombia y Transandino; cuatro de los cuales conectan los campos petrolíferos y gasíferos al terminal de exportación en Coveñas, en la Costa Caribe. El Oleoducto Bicentenario se encuentra en desarrollo y se espera va a ser terminado en 2012.

En sus actividades ‘downstream’ (operaciones que toman lugar después de la extracción, incluyendo refinación y comercialización), en 2010 Colombia contaba con una capacidad de refinar 290.850 barriles por día (bpd) de petróleo crudo y actualmente cuenta con cinco refinerías importantes, todas propiedad de Ecopetrol. La Refinería de Barrancabermeja y la Refinería de Cartagena representan la mayoría de la capacidad del país.[1]

Cuello de Botella en la Infraestructura de Colombia

La infraestructura y la conectividad siempre han representado un reto para Colombia debido a su geografía de altos picos y selvas impenetrables que dividen las distintas regiones del país. Además, el conflicto entre el gobierno y los grupos armados ilegales, el cual ha perdurado por más de 45 años, es una barrera más para alcanzar una infraestructura eficiente.

Como consecuencia de considerables mejoras en el ámbito de seguridad en el siglo XXI, los inversionistas están empezando a regresar.[2]

Sin embargo, la infraestructura inadecuada permanece un mayor obstáculo para el cumplimiento de las metas de producción de petróleo y gas del país. El Presidente de la Cámara Colombiana de Infraestructura comentó en 2011 que el ‘inmenso atraso’ de la red colombiana de transporte es tal vez el mayor obstáculo al crecimiento económico del país.[3]

Según el analista de la industria Jamie Somerville, en 2011 ‘casi todas las compañías habían sido afectadas por problemas de infraestructura en la Cuenca de los Llanos Orientales... Todo el mundo destacó el trasporte del petróleo y la infraestructura como reto clave para la industria este año.’ Muchos de estos temores surgieron de la producción reducida a lo largo del oleoducto Ocensa a finales de 2011. Un informe del Council of the Americas sugirió que la producción se ve limitada a 30.000 bpd a causa de la falta de una infraestructura de transporte adecuada.[2]

No obstante, inversión en infraestructura ha empezado a inundar el país recientemente. Por ejemplo, en enero de 2012 la empresa de construcción ‘El Cóndor’ anunció que iba a realizar una Oferta Pública de Venta (OPV) inicial por $111 millones de dólares con el fin de invertir en infraestructura a lo largo del país..[2]

Según su sitio web oficial, Ecopetrol y sus socios también ejecutaron inversiones por más de $2.000 millones de dólares para ampliar la capacidad a lo largo de los oleoductos y gasoductos del país, en las facilidades de almacenamiento y en las plataformas de descarga de carrotanques. Esta inversión se llevó a cabo dentro del marco del ‘Plan de Evacuación de Crudos’ a 2011 y en adelante. Del total de $960 millones de dólares que se invirtieron durante 2010 y 2011, $522 millones de dólares vinieron de Ecopetrol y $275 millones de dólares de las sociedades de Ecopetrol.[4]

Referencias

  1. "Colombia" EIA, consultado 22 enero 2012.
  2. 2,0 2,1 2,2 "El Condor IPO and Colombia’s peace dividend" Financial Times, 26 enero 2012.
  3. "Bridging the gaps" Economist, 17 setiembre 2011.
  4. "Race Against the Clock" Ecopetrol, consultado 27 enero 2012.